La hormona del crecimiento y el ejercicio

La hormona de crecimiento es una sustancia muy poderosa que es producida en el cuerpo. Tiende a ser producida y liberada en forma de pulsos, comúnmente relacionados con el ritmo cardiaco.

 

Su rol principal está en la recuperación del tejido muscular, que es de particular importancia para aquellos que buscan aumentar masa muscular, así como remodelar los tejidos de colágeno y hueso en el cuerpo. También ayuda con la regulación del metabolismo, que son las reacciones de la alimentación en el cuerpo humano.

 

Dos factores importantes en la liberación de esta hormona son el sueño y el ejercicio.

 

Generalmente la hormona del crecimiento es liberada en mayor medida durante la primer parte de la noche, que es la razón por la cual es muy importante dormir a una buena hora del día. Cuando se duerme poco tiempo, se reduce el efecto de la hormona, y eso también limita la habilidad del músculo a su recuperación y crecimiento.

 

La principal contribución a la liberación de la hormona es el ejercicio, a través de diferentes mecanismos y dependientes de la forma y tipo de ejercicio.

 

El entrenamiento anaeróbico es uno de los ambientes más influyentes en la liberación de la hormona. La frecuencia y la fuerza con la que se realiza determinan el incremento en la liberación. El levantar cargas pesadas con una frecuencia más alta (con poco tiempo de descanso) ocasiona una mayo liberación de la hormona de crecimiento en el cuerpo.

 

El realizar ejercicios que usan grupos musculares grandes tiende a aumentar la liberación de la hormona, pues hay más fibras musculosas en uso. También depende de la demanda de glicolisis anaeróbica durante el ejercicio.

 

Durante el entrenamiento aeróbico, la liberación de la hormona depende de la intensidad, duración, frecuencia y tipo de ejercicio. La mayor liberación de la hormona se da durante el ejercicio realizado sobre el umbral lactato por al menos 10 minutos y por las siguientes 24 horas del ejercicio.

 

El ambiente óptimo para la liberación de la hormona se da al realizar periodos cortos de 10 minutos de ejercicio durante el día, debido a su liberación por medio de pulsos.

 

Se debe tener cuidado que si se hace un entrenamiento aeróbico muy prolongado, esto puede incluso disminuir la liberación de la hormona de crecimiento. Cuando esto sucede, la liberación de la hormona disminuye y aumenta la producción de cortisol, que es responsable de la ruptura de los tejidos musculares.

 

La liberación de la hormona también tiene un efecto en el envejecimiento del atleta. Al envejecer, se tiende a perder masa muscular y aumentar masa grasa. Esto contribuye a un cambio en la composición del cuerpo, teniendo un mayor índice de grasa corporal, lo que ocasiona enfermedades como un colesterol alto y presión alta.

 

Sin embargo, al estimular la liberación de la hormona, se ocasionan cambios exactamente opuestos, lo que contribuye a un mejor rendimiento con mayor intensidad, independiente de la edad del atleta.

 

Blog sobre la hormona del crecimiento

Este blog lo dedicaré exclusivamente a hablar sobre la hormona del crecimiento y todo lo que puede hacer por nosotros. Así mismo también hablaré de temas como su costo, efectos secundarios, beneficios, historia y otras aplicaciones.

Antes de empezar, debemos de entender específicamente qué es. Estamos hablando de que es una hormona que estimula el crecimiento proporcional del cuerpo. También es conocida como somatropina o como HGH.

El cuerpo humano naturalmente produce esta hormona, pero cambia mucho de persona a persona y los factores genéticos de cada persona también influyen en la producción de dicha hormona. Cuando los niños tienen problemas de crecimiento, es muy común administrarles hormona del crecimiento.

La manera en la que ayuda al aumento de estatura es que estimula la producción de más hormona en el cerebro, lo que manda señales al resto del cuerpo humano, indicando que se debe continuar con el crecimiento. Muchas veces factores externos como el estrés, mala alimentación o falta de ejercicio perjudican o inhiben la producción de esta hormona, motivo por le cual el crecimiento se ve perjudicado.

Los niños deben de hacer todo lo posible para evitar la inhibición de esta hormona y el requerir administrarla externamente. Algunas formas de evitar la inhibición son durmiendo por lo menos ocho horas diarias, llevar una vida saludable, no consumir drogas o alcohol, hacer ejercicio cardiovascular (evitar las pesas lo más posible) y en general llevar una buena alimentación, ingiriendo principalmente proteínas provenientes de pescado.

Hablando específicamente de la hormona, el hipotálamo en el cerebro es el encargado de la producción y liberación de la hormona, la cual demora aproximadamente de 3 a 5 horas. La mayoría de las secreciones de la hormona del crecimiento ocurren durante las etapas más profundas del sueño, motivo por el cual es indispensable que las personas que buscan aumentar su estatura duerman por lo menos ocho horas diarias.

La etapa más importante de crecimiento de los niños ocurre hasta los 22 o 24 años, todo depende de cada persona, sus factores genéticos y sus hábitos (ejercicio, dieta, horas de sueño), por lo que es muy importante que si se quiere lograr un aumento de estatura, estos niños hagan todo lo posible para evitar la inhibición de la hormona del crecimiento.

Tratamientos externos o el uso de otras sustancias también puede perjudicar la producción de la hormona. Por ejemplo, los esteroides usados muchas veces en pacientes con problemas respiratorios, limitan el crecimiento natural de las personas, por lo que es recomendable abstenerse de todos estos productos no naturales.

En cuanto a la alimentación, lo mejor es llevar una dieta sana y balanceada. Lo mejor es ingerir grasa omega 3 proveniente del pescado, como puede ser del salmón, el atún o cualquier otro tipo de marisco.

La leche es una fuente importante de proteína, la cual debe de ser ingerida por los niños diariamente, por lo menos dos vasos al día. Además de fortalecer los huesos, provee al cuerpo con una fuente importante de calcio.

Recomendamos evitar ingerir comida chatarra y comida frita, ya que esto, además de perjudicar la salud y la circulación, conlleva a otros problemas de salud y obesidad.

Hablando de grasas buenas para el cuerpo, el aceite de oliva es sumamente benéfico para el crecimiento en los niños, por lo que recomendamos por lo menos tomar una cucharada al día.

La Hormona del crecimiento y el ejercicio

Teniendo en cuenta que la hormona del crecimiento es esencial para el correcto desarrollo y funcionamiento del organismo, células y músculos también, es necesario saber que hay formas de ayudar a que esta hormona se mantenga activa.

Una de las formas naturales y además sanas de contribuir con su funcionamiento es por medio del ejercicio.

La hormona del crecimiento y el ejercicio

Aunque no lo parezca muchas de las personas que se dedican al deporte de forma profesional invierten cada año millones de dólares en la somatropina (hormona de crecimiento de laboratorio) con la intención de fortalecer su cuerpo.

Mantener altos niveles de esta hormona, permite que los músculos se desarrollen mejor y sean más resistentes al momento de ejercitar el cuerpo.

Sin embargo no es necesario recurrir a la hormona sintética diseñada bajo estrictos estándares de biotecnología.

Existen también una serie de ejercicios que pueden ayudar que la hormona crezca garantizando también que se mantenga en funcionamiento y de esta forma evitar posibles enfermedades.

Algunos científicos sugieren que para que la Hormona de crecimiento se produzca por medio de la actividad física, se requiere que las repeticiones se hagan con mucha fuerza y que los descansos de estas sean a su vez muy cortos.

Entre los ejercicios simples que cada persona puede realizar se encuentran:

  1. Cardio, andar en bicicleta o nadar son algunos de los ejemplos de ejercicios sencillos que todas las personas pueden realizar.
  2. Bailar, una de las formas más divertidas es por medio del baile, muchas personas utilizan el baile no únicamente para perder peso, sino como una forma fácil y sencilla de hacer ejercicio.
  3. Caminar. Salir al parque, dar una caminata, o sacar a pasear al perro por al menos 30 minutos es una forma también de ejercicio repetitivo y consistente que ayuda al crecimiento y formación de la hormona responsable del crecimiento.

Beneficios del ejercicio

El ejercicio en sí mismo representa un enorme beneficio para las personas que lo practican. Dentro de estas podemos mencionar que permite que se tenga el peso ideal y mantiene fuertes y resistentes a los músculos.

Sin embargo no todos los beneficios son en la masa muscular o en el peso de las personas, existen estudios que demuestran que realizar ejercicios produce cambios bioquímicos en el cuerpo.

Las sustancias que segrega el organismo una vez se activa tienen un impacto positivo en el resto de las células del cuerpo.

De esta forma es posible evitar enfermedades relacionadas con el corazón, la diabetes y hasta el cáncer.

Aunque la hormona del crecimiento sea la responsable del  mantenimiento de las células, los músculos y los huesos, el ejercicio es una buena forma de ayudar al organismo a mantener el equilibrio que se necesita.

Esto no solo para evitar las deficiencias en la Hormona, sino para controlar aquellos factores que puedan afectarla de alguna forma.

No olvidemos entonces que 30 minutos de ejercicio son suficientes sobre todo si se acompaña también de una buena alimentación.

Historia de la hormona del crecimiento

La historia de la hormona del crecimiento se remonta a la creación de Genentech Inc. Una de las empresas consideradas pioneras en la biotecnología.

Para el año de 1981 se realizó por medio de esta compañía la prueba con la somatropina, hormona responsable del crecimiento a partir de su creación en laboratorio.

¿Cómo se logró hallar la hormona del crecimiento en el laboratorio?

Los primeros intentos fueron fallidos, se  utilizó la GH (hormona de crecimiento siglas en inglés) de simios con la finalidad de que pudieran ser compatibles, sin embargo la idea aunque buena en el inicio, no resultó.

Con la idea clara de creación sintética de esta hormona se extrajeron muestras de ella, de cadáveres, con la finalidad de ayudar en el tratamiento de algunas enfermedades relacionadas.

No fue sino hasta 1985 que se logró obtener una hormona creada de forma biotecnológica para reemplazar la extraída de los cadáveres. Esto se obtuvo por medio de los cultivos de e – coli y su prueba en mamíferos.

¿Por qué se presentan deficiencias con la hormona del crecimiento?

Las causas exactas de por qué se presentan las deficiencias relacionadas a esta hormona son desconocidas. Sin embargo la aparición de este trastorno puede ocurrir a cualquier edad.

Se sabe que la deficiencia se presenta cuando hay bajos niveles de la hormona, provocando alteraciones en el crecimiento y en la reproducción celular.

En los niños es mucho más detectable aunque las deficiencias se miden por el impacto causado dependiendo de la edad en la que se presenta.

¿Cuáles son las causas  de la deficiencia?

Entre las causas que más se consideran dentro de las deficiencias de la GH se pueden mencionar al menos tres:

  1. Problemas asociados a la genética, genes atrofiados o enfermedades congénitas
  2. Problemas asociados a lesiones causadas en el cráneo pudiendo alterar de laguna forma el funcionamiento de la hormona.
  3. Tumores que afecten la glándula que produce la hormona, impidiendo su producción o su funcionamiento.

La deficiencia también presenta sintomatología con la cual se puede llegar a obtener un diagnóstico.

  1. Se presentan problemas cardiovasculares, presión alta o baja, taquicardias entre otros.
  2. Problemas respiratorios, que se asocian también a la baja tolerancia en actividades físicas.
  3. Mareos y presencia de hipoglucemia.

Existen muchos otros, pero los más importantes se relacionan, con la respiración, las funciones cardiacas y cerebrales.

¿Cuáles son los efectos de la deficiencia en la Hormona del crecimiento?

Los efectos están asociados con la ausencia de la hormona, se presentarían problemas con el crecimiento normal del cuerpo y la producción correcta de células que se requieren para funcionar.

Entre las enfermedades que pueden producirse por la deficiencia se encuentran:

-       Enfermedades del crecimiento, bien sea porque no se crece o porque se crezca demasiado.

-       Padecimiento de acromegalia, como crecimiento excesivo de las extremidades del cuerpo.

-       Problemas óseos, descalcificación de estos o crecimiento.

-       Enfermedades mentales relacionadas con el poco desarrollo cerebral.

Estos son algunos de los efectos que se producen cuando se presenta un déficit en la producción de GH tanto en niños como en adultos.

Hormona del crecimiento

Este blog lo dedicaré exclusivamente a hablar sobre la hormona del crecimiento y todo lo que puede hacer por nosotros. Así mismo también hablaré de temas como su costo, efectos secundarios, beneficios, historia y otras aplicaciones.

Antes de empezar, debemos de entender específicamente qué es. Estamos hablando de que es una hormona que estimula el crecimiento proporcional del cuerpo. También es conocida como somatropina o como HGH.

El cuerpo humano naturalmente produce esta hormona, pero cambia mucho de persona a persona y los factores genéticos de cada persona también influyen en la producción de dicha hormona. Cuando los niños tienen problemas de crecimiento, es muy común administrarles hormona del crecimiento.

La manera en la que ayuda al aumento de estatura es que estimula la producción de más hormona en el cerebro, lo que manda señales al resto del cuerpo humano, indicando que se debe continuar con el crecimiento. Muchas veces factores externos como el estrés, mala alimentación o falta de ejercicio perjudican o inhiben la producción de esta hormona, motivo por le cual el crecimiento se ve perjudicado.

Los niños deben de hacer todo lo posible para evitar la inhibición de esta hormona y el requerir administrarla externamente. Algunas formas de evitar la inhibición son durmiendo por lo menos ocho horas diarias, llevar una vida saludable, no consumir drogas o alcohol, hacer ejercicio cardiovascular (evitar las pesas lo más posible) y en general llevar una buena alimentación, ingiriendo principalmente proteínas provenientes de pescado.

Hablando específicamente de la hormona, el hipotálamo en el cerebro es el encargado de la producción y liberación de la hormona, la cual demora aproximadamente de 3 a 5 horas. La mayoría de las secreciones de la hormona del crecimiento ocurren durante las etapas más profundas del sueño, motivo por el cual es indispensable que las personas que buscan aumentar su estatura duerman por lo menos ocho horas diarias.

La etapa más importante de crecimiento de los niños ocurre hasta los 22 o 24 años, todo depende de cada persona, sus factores genéticos y sus hábitos (ejercicio, dieta, horas de sueño), por lo que es muy importante que si se quiere lograr un aumento de estatura, estos niños hagan todo lo posible para evitar la inhibición de la hormona del crecimiento.

Tratamientos externos o el uso de otras sustancias también puede perjudicar la producción de la hormona. Por ejemplo, los esteroides usados muchas veces en pacientes con problemas respiratorios, limitan el crecimiento natural de las personas, por lo que es recomendable abstenerse de todos estos productos no naturales.

En cuanto a la alimentación, lo mejor es llevar una dieta sana y balanceada. Lo mejor es ingerir grasa omega 3 proveniente del pescado, como puede ser del salmón, el atún o cualquier otro tipo de marisco.

La leche es una fuente importante de proteína, la cual debe de ser ingerida por los niños diariamente, por lo menos dos vasos al día. Además de fortalecer los huesos, provee al cuerpo con una fuente importante de calcio.

Recomendamos evitar ingerir comida chatarra y comida frita, ya que esto, además de perjudicar la salud y la circulación, conlleva a otros problemas de salud y obesidad.

Hablando de grasas buenas para el cuerpo, el aceite de oliva es sumamente benéfico para el crecimiento en los niños, por lo que recomendamos por lo menos tomar una cucharada al día.